Esta web utiliza cookies para el servicio "Google Analytics".
Política de cookies

¿En qué consisten las declaraciones paralelas de Hacienda?


Una vez realizada la Declaración de la Renta, a Hacienda no se le pasa la idea de que puedan existir discrepancias en las presentaciones, ya bien sea por errores u olvidos.

Es entonces cuando comienza el periodo de las famosas declaraciones paralelas, que comienzan a notificarse a partir del mes de Julio, generalmente. Por esta vía el fisco puede llegar a ingresar hasta 365 millones de Euros.

Debemos de tener cuidado con el periodo vacacional en este caso, y es que, Hacienda aprovecha Julio y Agosto para proceder al envío de dichas declaraciones, existiendo un periodo relativamente corto (de diez días hábiles) para presentar alegaciones por parte del contribuyente, en caso de discrepancias. Entendiendo que en caso contrario, Hacienda dará por buena su nueva declaración paralela, cerrando así el proceso de reclamación al contribuyente.

Por todo ello, si has realizado la declaración de la renta con un resultado a devolver, y durante el verano no se ha recibido en su cuenta la devolución, le recordamos que puede que sea por que su declaración esta siendo comprobada.

En cuanto a las notificaciones de la misma, si Ud. recibe en su domicilio dicha notificación, se entenderá notificada cuando sea aceptada por cualquier persona que se encuentre en el mismo, siempre y cuando conste acreditación identificativa, del mismo modo en el caso en que el propio interesado reciba la notificación y rechace la misma, esta se considerará entregada y practicada a todos los efectos. En cualquier caso, cuando la Agencia Tributaria, no pueda hacer llegar la notificación, se realizara por anuncios en el BOE o Boletín Oficial de la Comunidad Autónoma, así como en el tablón de anuncios de la Administración del ultimo domicilio del contribuyente.

Junto a la propuesta de liquidación se adjunta un modelo para efectuar alegaciones, de manera que en el mismo se manifiesta si se esta o no de acuerdo con la propuesta de liquidación. No debiendo transcurrir el plazo de 10 días (para evitar sanción por no atender requerimiento).

Entendiéndose que una vez presentado el modelo de alegaciones, y se haya dado la conformidad a la propuesta de liquidación, se dará por finalizado el expediente. Si por el contrario, no se esta de acuerdo con dicha propuesta de liquidación, se procederá a aportar nueva documentación acreditativa que justifique todos los datos reflejados en la declaración, a partir de aquí la Administración practicara en dos meses una liquidación provisional (ya no estamos ante una mera propuesta de liquidación). Si no se esta de acuerdo con esta nueva liquidación, se da un plazo de 15 días hábiles (sin computar domingos ni festivos) para rebatir la liquidación practicada.

En los últimos tiempos, ha aumentado las comprobaciones a particulares. El fisco de manera significativa investiga aspectos tales como vivienda o deducciones. Por lo que ahora únicamente no son las empresas las que están en el punto de mira en este aspecto.