Esta web utiliza cookies para el servicio "Google Analytics".
Política de cookies

Modelo 720


Desde el 1 de enero hasta el 31 de marzo es el periodo correcto para realizar y presentar el modelo 720 a Hacienda. Los declarantes de este modelo son personas extranjeras que permanecen en España más de 183 días al año y/o contribuyen al Impuesto Sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). Este formulario simplemente informa a Hacienda de aquellos bienes y derechos (desde ahora B/D) de los que son titulares fuera de España y superen los 50.000 € de valoración a 31 de diciembre cada año. La persona que ya declaró este modelo anteriormente, solamente tendrá que informar nuevamente a Hacienda reflejando los B/D cuyo valor se haya incrementado 20.000 € o más, o bien, en cualquier caso, cuando hayan sido vendidos.

Recordamos que los B/D declarados en el IRPF deben de ser informados en el modelo 720 porque las autoridades españolas tienen todos los datos cruzados entre ellos.

Principales reglas

El contenido a informar en el modelo 720 se clasifica en tres principales categorías:

  • Cuentas bancarias.
  • Inversiones financieras.
  • Bienes inmuebles.

Dependiendo del bien que se quiera declarar, será clasificado en una de las categorías anteriores. Es posible que cualquier categoría se componga de más de un B/D. La sección deberá de ser informada cuando supere los 50.000 € de valoración. Recuerde que estamos hablando solo sobre B/D que están en el extranjero y, por lo tanto, no computa ningún B/D que este en territorio español.

Toda persona extranjera deberá informar acerca de todos los B/D de los cuales ella/él sea propietario, beneficiario, autorizado o titular de los derechos que recaigan sobre los inmuebles.

En todo caso, la persona debe presentar el modelo individualmente, con independencia de su estado civil. Cuando la persona que informa tiene algún tipo de B/D en común, deberá informar el porcentaje de titularidad que ostenta sobre el mismo y a la vez la cantidad/valor que posee de cada uno (una pareja normalmente posee el 50 % de cada cuenta bancaria).

En casi todos los casos, los B/D tienen que ser valorados a día 31 de diciembre del año en el que se realiza la declaración. Cuando el bien sea clasificado en el primer o segundo grupo de los comentados anteriormente, se necesitará un extracto bancario o valor liquidativo de los últimos 3 meses.

Otro punto que debemos de tomar en consideración es que todos los B/D tienen que ser valorados en euros. Tenemos que prestar mucha atención a algunos de ellos porque el valor podría cambiar fácilmente, dependiendo de la volatilidad que haya en la actualidad. Los ejemplos más claros en la actualidad son la libra esterlina, la cual ha tenido bastantes variaciones en este último periodo, y las acciones de Banco Popular, el precio se desplomo un 50 % en aproximadamente dos semanas.

Declaración

¿Qué ocurriría si hubiésemos presentado anteriormente este modelo con todos nuestros B/D? En este caso, solo necesitaríamos informar de los mismos en los siguientes casos (todas las situaciones se deben de dar en el año anterior):

  • Compra de una nuevo B/D.
  • Venta de cualquier B/D que hayamos declarado antes.
  • Cierre de cuenta bancaria.
  • Si el valor del B/D se ha incrementado 20.000 € o más respecto del importe declarado por última vez.

¿Qué ocurriría si los B/D que poseemos no los hemos declarado los años anteriores? En este caso, deberíamos presentar la declaración en cualquier momento y tendría una sanción (explicado a continuación).

Sanciones

Siendo residente de España es legamente exigible informar de todos los B/D que se posean fuera de España y su incumplimiento puede provocar que las siguientes sanciones sean aplicadas:

  • Retraso en la presentación: 100 € por bien/derecho no declarado (mínima sanción de 1.500€ o 10.000 € por cada una de las categorías si la declaración se presente fuera de plazo sin o con requerimiento previo de Hacienda).
  • Los B/D no declarados y descubiertos por Hacienda son considerados como ganancias patrimoniales no justificadas (fraude) y serán incluidos en la base general del último IRPF no prescrito.
  • La cantidad a pagar en esa declaración del IRPF modificada se incrementará en un recargo del 20% de la cuota resultante a ingresar, si la declaración de presentó fuera de plazo sin requerimiento previo de Hacienda.
  • Y esa cantidad a pagar por IRPF se incrementará en una sanción será del 150 % de la cantidad a ingresar por el/los B/D descubiertos cuando se presentó la declaración informativa tras haber sido requerido por Hacienda para ello.
  • Hoy en día, el intercambio de información entre países es rápido y, además, es bastante preciso. En España, cuando la evasión fiscal supera los 120.000 € se cataloga como delito fiscal y está penado legalmente sanciones. Por lo tanto, desde Conde & Segura Consultores le animamos a no correr ningún tipo de riesgo y a informarse para su declaración informativa modelo 720.